viernes, 26 de febrero de 2010

Volviendo a usar el pañal por la noche

   Algunos niños dejan de usar el pañal por la noche prácticamente al mismo tiempo que dejan de usarlo durante el día, mientras que otros lo siguen utilizando para dormir a pesar de haber dejado el pañal hace ya tiempo.

Sin embargo, cuando creemos que está todo controlado, podemos encontrarnos volviendo a usar el pañal por la noche. Es posible (y normal) que el niño pase por una etapa especial y vuelva a hacerse pis en la cama cuando hace tiempo que no lo hacía. No hablo de escapes esporádicos, sino de hacerse pis todas, o casi todas las noches.

Este último ha sido el caso de mi hija mediana, de tres años y medio, quien ha dejado el pañal sin ningún problema a los 2 años y nueves meses. Al poco tiempo ha dejado también el de la noche y salvo algún que otro escape (totalmente normales a su edad) iba todo muy bien. Sin embargo, desde hace algún tiempo, un día sí y otro también, amanecía mojada.
Ante su desconcierto y cierta vergüenza por hacerse pis encima por las noches (a pesar de que le dijéramos que no pasaba nada), hemos decidido de común acuerdo volver a usar pañales-braguitas para dormir. Al principio le resultó algo incómodo tener algo “gordo” dentro del pijama pero luego se fue acostumbrando y era ella misma quien se ponía solita el pañal antes de acostarse.

De esta vuelta al pañal hace ya aproximadamente un mes. Pero hace una semana se acabaron los pañales-braguita así que llegó el momento de decidir si volver a comprarlos o volver a dejarlos. Ella misma decidió que volver a dejarlos y como a decir verdad sólo se los había quitado mojados a los sumo cuatro veces, tomamos la determinación de volver a dormir sin pañal.

¿Por qué os cuento mi historia? Porque espero que sirva de experiencia para otros padres, pues no hay una regla fija con este tipo de cuestiones. No es verdad que una vez que se quita el pañal (tanto de día como de noche) no se puede volver a usar. ¿Por qué no? Si el niño encuentra seguridad al volver a usar el pañal por la noche, ¿qué hay de malo?

Lo que necesitaba mi hija era sentirse protegida en la etapa por la que estaba pasando. Lo ha tomado de lo más natural, porque nosotros se lo planteamos así. Hay que tener tacto en estos asuntos, sin descalificar al niño ni tratarlo como un bebé.

Si el pequeño está atravesando una etapa especial como el nacimiento de un hermanito, una mudanza, o está preocupado por algo, es absolutamente normal que vuelva a hacerse pis en la cama. Creo que como padres tenemos que ayudarle a solucionar y reconducir el problema en lugar de crearle mayor inseguridad.

Por eso, no hagáis un drama si vuestro hijo necesita volver a usar otra vez el pañal por las noches. Será durante un tiempo (menor o mayor dependiendo de cada niño) hasta que vuelva a sentirse con confianza.
Si te gustó, por favor dale click en el botón Me Gusta de Facebook aquí abajo o en el cuadro que está arriba a la derecha. Gracias !

Técnicas de reproducción asistida

   Sin entrar en conceptos morales o éticos, esta nota pretende ser, únicamente, una guía informativa que detalle de manera suscinta los métodos que colaboran con el arte más bello, noble y puro al que toda mujer tiene derecho: tener un hijo.

Inseminación artificial: Es un proceso que se realiza durante la ovulación en el cual el esperma del marido o de un donante anónimo se deposita en el cuello del útero. Se indica cuando la mujer es fértil y el varón tiene esperma escaso. La inseminación con donante se aconseja cuando la infertilidad es masculina o existen enfermedades hereditarias en el hombre. Requiere estimulación hormonal previa.

GIFT: Se extraen los óvulos, mediante laparoscopia, junto con el líquido que los rodea y luego se depositan con el esperma en las trompas a la espera de la fecundación. Requiere estimulación hormonal y unas trompas sanas. Se lo indica cuando hay hipofertilidad masculina o de ambas partes y en casos de endometriosis.

Préstamo o alquiler de útero: Mujeres que llevan a término un embarazo producido por inseminación o por FIV. Puede indicarse cuando existe infertilidad femenina por imposibilidad de gestación. Esta es una de las técnicas más controvertidas, por las consecuencias psíquicas y legales que trae aparejada, y no es viable en todos los países.
Si te gustó, por favor dale click en el botón Me Gusta de Facebook aquí abajo o en el cuadro que está arriba a la derecha. Gracias !

Juegos que estimulan al bebé

   Al jugar con tu hijo a por ejemplo “los cinco deditos”, no sólo estás estimulando su habilidad manual. Los juegos de manos son importantísimos para su desarrollo mental.

Los movimientos lentos y suaves adormecen y tranquilizan al bebé. Por eso, es normal que lo tomemos en brazos y lo acunemos cuando llora o está inquieto.

Pero hay otros juegos, algo más bruscos, que también pueden ser beneficiosos y entretenidos para el niño, siempre que se observen ciertas precauciones. Se trata de algo que todos los padres hacen: lanzar al bebé al aire, y volver a tomarlo o hacerlo trotar sobre las rodillas diciendo arre, arre, caballito.

Estos juegos gustan mucho al niño pequeño, lo oímos reír y nos da la sensación de que quiere seguir. Algunos especialistas opinan que estos zarándeos son muy buenos, pues estimulan el órgano del equilibrio, o sea, el sistema vestibular del oído interno.

Este entretenimiento del equilibrio es básico para el desarrollo de los demás sentidos. El sistema vestibular actúa como un coordinador y le comunica al organismo continuar, detenerse si nos movemos muy rápido, qué dirección tomar, o si, por el contrario, debemos quedarnos quietos.
Si te gustó, por favor dale click en el botón Me Gusta de Facebook aquí abajo o en el cuadro que está arriba a la derecha. Gracias !

Primer contacto con el bebé

   Si se le preguntara a una futura mamá qué haría ella para calmar a un niño embargado por el llanto, seguramente contestaría: “… lo tomaría en brazos, lo besaría, le diría todas las palabras de ternura que guardé para él durante nueve meses…”" En otros términos, permitiría el encuentro luego de la angustia de la separación.

Algunos profesionales pensaron de manera similar y se propusieron lograr un cambio. Al principio, la tarea no fue fácil. En el ambiente médico predominaba la idea de que si se colocaba al niño sobre el pecho materno su corazón quedaría sobre el nivel de la placenta, y esto podría traerle problemas a la circulación del recién nacido, ya que su sangre volvería al lecho placentario.

Por suerte, este temor resultó infundado:la circulación se sigue manteniendo independientemente de la posición en que se encuentre el bebé.

Se pensó, también, que el niño podría enfriarse si no era llevado rápidamente a la nursery, pero pudo demostrarse que ningún bebé normal pierde calor si está en contacto piel a piel con su madre. Sólo hay que evitar que se enfríe tapando su espaldita y ¡listo! Ya puede dormir una siesta sobre su mamá.
Si te gustó, por favor dale click en el botón Me Gusta de Facebook aquí abajo o en el cuadro que está arriba a la derecha. Gracias !

domingo, 21 de febrero de 2010

Video de un simulador de parto con fórceps

   Una pelvis robotizada con la cabeza de un bebé artificial en su interior son los componentes de este simulador de parto con fórceps ideado para la práctica de los alumnos de Medicina. El simulador ha sido desarrollado en Francia, y pretende que los futuros obstretas sepan utilizar adecuadamente el los fórceps en los nacimientos, de manera lo más segura posible y sin dañar al bebé.

El realismo que proporciona este invento, bautizado como “BirthSIM” (algo así como “NacimientoSIM”, de simulación) sirve para que los estudiantes realicen sus prácticas observando en una pantalla su maniobra. Ha sido desarrollado por un equipo de investigadores médicos franceses en Lyon, junto a expertos informáticos de Canadá.

BirthSIM es un modelo a tamaño natural de la pelvis de la madre, con la cabeza artificial de un bebé escondida dentro y montada sobre un brazo neumático que imitará los movimientos del bebé al nacer. Durante la simulación, el brazo neumático empuja la cabeza del bebé hacia adelante.
Tanto las pinzas como la cabeza del bebé tienen sensores electromagnéticos que permiten el seguimiento de sus movimientos en 3D en la pantalla. De ese modo el alumno puede ver exactamente lo que está ocurriendo a medida que avanzan las pinzas dentro de la pelvis, y comprobar si siguen el camino correcto o no.

BirthSIM también puede dar información sobre la cantidad de presión que el estudiante está aplicando a la cabeza del bebé, para avisar cuando es excesiva.

Recordemos que aquí no hay madre ni bebé que padezcan, pero esta técnica invasiva en la vida real provoca estrés y dolor tanto en el bebé como en la madre, por lo que hay que limitar su práctica y realizarla con la mayor destreza y delicadeza posible cuando sea necesario.

Así que esperemos que al mismo tiempo que se practica en este simulador de parto con fórceps se instruya a los profesionales en cómo favorecer un parto lo menos instrumentalizado posible y que el uso de estas pinzas sólo se ha de llevar a cabo en casos realmente necesarios.
Si te gustó, por favor dale click en el botón Me Gusta de Facebook aquí abajo o en el cuadro que está arriba a la derecha. Gracias !

Nutrición infantil:Los aceites y grasas

  
Es importante diferenciar al aceite vegetal del resto, pues este es una fuente importante de vitamina E y grasas que son necesarias para el buen funcionamiento del organismo, por lo que es necesario incluirlo en la alimentación diaria, en cantidad moderada y sin someterlo a cocción (no freirlo). Otro tipo de grasas como la mantequilla, margarina, mayonesa y crema, podrían incluirse en forma esporádica y en poca cantidad; al igual que los snacks salados tipo papas fritas, etc.

CONSEJOS:

Respecto a los snacks debemos controlar la cantidad ingerida, por ejemplo, sirviéndole al niño una porción individual en un bol
pequeño o platillo (o enseñándole a que lo haga por sí mismo, si es mayor).
Si te gustó, por favor dale click en el botón Me Gusta de Facebook aquí abajo o en el cuadro que está arriba a la derecha. Gracias !

Desarrollo del bebé con música

   Desde la década de los noventa, la idea de que la música puede influenciar en el desarrollo del bebé se ha abierto camino; a esto se suman recientes estudios acerca de los efectos de la música clásica en su evolución cerebral y los beneficios que estos traen en su desarrollo psicomotriz. Se dice que esta puede generar paz y crear armonía en la vida del bebe, incluso durante el embarazo en donde ellos son más sensibles a las melodías que los adultos, esto provoca que los bebes se muestren más tranquilos y serenos, haciendo que los papás disfruten pasar el tiempo con ellos.

Entre los principales compositores de música clásica que estimula la mente de nuestro bebé están Mozart, Beethoven y Bach; Chopin también está presente pero es usado más para ayudar a conciliar el sueño de los pequeños. Un niño estimulado musicalmente se expresa de otra manera y es capaz de integrarse activamente en la sociedad.

La música le sirve de apoyo para lograr la autonomía en sus actividades diarias asi como el cuidado de sí mismo y del entorno. Un niño estimulado con música aprende a convivir con otros niños; es capaz de establecer una comunicación armoniosa, es seguro emocionalmente porque siente comprendido. Incluso estudios recientes realizados por el Tel Aviv Medical Center (Israel), han determinado los increíbles beneficios de la música clásica en los bebés prematuros. Específicamenete las melodías de Mozart, logran que los pequeños reduzcan entre un 10% y 13% su gasto de energía logrando ganar peso y relajar su actividad.

Se debe hacer una diferencia entre música para bebés y para niños, ya que los primeros son instrumentales, mientras que los segundos contienen letras y ritmo vocálico, lo que ayuda a la memoria, la expresión corporal y la pronunciación, sin mencionar los beneficios de interrelación con su entorno. Así también otras actividades como leer cuentos, cantar y realizar juegos ayudan al mejor desarrollo del infante.
Si te gustó, por favor dale click en el botón Me Gusta de Facebook aquí abajo o en el cuadro que está arriba a la derecha. Gracias !

jueves, 18 de febrero de 2010

¿Cuáles son mis días fértiles?

   Cuando queremos quedarnos embarazadas, una de las preguntas que más solemos hacernos es cuáles son nuestros días de máxima fertilidad, con el fin de que la concepción se produzca cuando mantenemos relaciones sexuales.


Si bien no es bueno obsesionarse con el calendario, y tampoco está garantizado que en nuestros días fértiles quedemos embarazadas, sí podemos averiguar cuáles son los días más apropiados para intentarlo.

Para saber cuáles son los días fértiles de la mujer podemos fijarnos en el calendario o determinar los síntomas físicos que acompañan la ovulación.

El calendario de fertilidad de la mujer

Los días fértiles son aquellos en los que la mujer está ovulando, esto es, cuando el ovario suelta un óvulo o huevo maduro que desciende por las trompas de falopio. Esto suele suceder unos 14 o 15 días antes de la regla. Durante la ovulación, que puede durar dos o tres días, el óvulo espera ser fertilizado por un espermatozoide.
Si no se produce la fertilización durante el periodo de tiempo en el que el óvulo está dispuesto, el cuerpo de la mujer se da cuenta que no hay embarazo, y se va preparando para eliminar el óvulo con la siguiente menstruación. Al día siguiente el ciclo vuelve a empezar.

Los ciclos de la mujer suelen abarcar 28 o 30 días, por lo que serán los días centrales del ciclo los más propicios para quedarse embarazada: 14 o 15 días después del primer día de menstruación.

Si mantenemos relaciones sexuales frecuentes a partir del día 13 durante unos cinco días favorecemos que se produzca la fecundación, aunque ésta no solo depende de que el óvulo esté maduro y preparado, pues hay otros factores que pueden influir para que se logre el embarazo. Además, no todos los ciclos de las mujeres son tan regulares y aciertan los días en los que el óvulo está maduro, como veremos a continuación.

Por otro lado, tengamos en cuenta que los espermatozoides permanecen vivos aproximadamente entre 48-72 horas en el interior del cuerpo de la mujer, por lo que también existe posibilidad de quedase embarazada si mantenemos relaciones antes de que se haya producido la bajada del óvulo.

Cuando el calendario no funciona

El ciclo de la fertilidad funciona como un reloj interno dentro de cada mujer, aunque algunas lo tengan “desajustado”, como sucede con el síndrome de ovarios poliquísticos (SOP), que produce unas menstruaciones y ovulaciones irregulares. De todos modos, aunque haya temporadas en las que no se ovule, sí hay momentos en que se es fértil: la menstruación consecuencia de la ovulación llega tarde o temprano, por lo que el embarazo es posible y habitual.

Además, aunque no tengamos SOP un mes o unos meses determinados podemos sufrir una irregularidad en nuestro ciclo que puede deberse a múltiples razones (estrés, cercanía de la menopausia, cambio de dieta, enfermedad…). Entonces, puede que estemos más de un mes sin ovular, y las cuentas de las que hemos hablado anteriormente no funcionen, no ya porque no se produzca la fecundación sino porque no está el óvulo maduro dispuesto.

Por oro lado, tengamos en cuenta que si bien los ciclos regulares más frecuentes suelen ser de 28 a 30 días también hay mujeres en los que el ciclo puede durar hasta 24 o 35 días, depende de cada organismo.


Signos físicos de los días fértiles: la temperatura basal

La temperatura basal es la temperatura corporal cuando nos despertamos. Si vamos tomando dicha temperatura y anotándola a lo largo del ciclo nos percataremos de las oscilaciones que nos pueden indicar que estamos en nuestros días fértiles. Se trata de un método bastante fiable que requiere constancia y precisión.

Consiste en tomarse la temperatura cada mañana recién levantada. El método no predice la ovulación sino que indica que la ovulación ya se ha producido. Conviene empezar a tomarse la temperatura el primer día de menstruación e ir anotando cada día. Antes de la ovulación, la temperatura basal suele oscilar entre los 36,5ºC y los 36,7ºC.

Como consecuencia de cambios hormonales concretos (que producen un aumento de los niveles de progesterona), dicha temperatura suele aumentar entre 0,3ºC y 0,5 ºC en los 2 o 3 días posteriores a la ovulación. El aumento se mantiene hasta el final del ciclo, cuando comienza el siguiente periodo menstrual.

Es importante tomar nota de las oscilaciones en la temperatura basal durante algunos meses, para detectar posibles irregularidades en el ciclo y establecer nuestro calendario. Si las mediciones son similares en esos meses, sabemos que manteniendo relaciones sexuales a partir de los días anteriores al cambio de temperatura tendremos más probabilidades de quedar embarazadas, pues se supone que hemos ovulado.

De todas formas, hemos de señalar que este método no es fiable por ejemplo si la temperatura se toma en distintos momentos del día, si la mujer tiene fiebre, si está enferma… Además hay mujeres que no experimentan aumentos de temperatura basal al ovular. Y si aumenta la temperatura pero sólo a partir del tercer día de haber ovulado puede ser demasiado tarde para la fecundación.

Por eso si seguimos este método hay que iniciar las relaciones unos días antes del aumento de temperatura, pues puede que el óvulo ya esté dispuesto aunque no lo indique el cambio de temperatura.

Otros signos de ovulación: el flujo vaginal

Hacia la mitad de nuestro ciclo se producen cambios en la textura del flujo a causa de la acción de los estrógenos. Durante la ovulación se produce moco cervical que notaremos como un aumento de flujo. Este flujo ayuda a los espermatozoides a nadar hasta el óvulo. En los días en que la mujer no es fértil, el moco cervical es blanquecino o amarillento, poco abundante y de textura más bien pegajosa.

En los 2 o 3 días anteriores a la ovulación, el flujo aumenta en cantidad, se hace transparente y toma textura filamentosa, similar a la de la clara de huevo). El periodo más fértil empieza en el último día en que detectemos ese tipo de moco cervical (parecido a la clara de huevo). Por lo general, esto sucede la víspera de la ovulación o bien el mismo día de la ovulación. Poco a poco el moco se va poniendo más y más pegajoso y seco, cuando la ovulación concluye.

Esperemos que este repaso por el proceso de la ovulación y sus síntomas os ayuden a saber cuáles son los días fértiles en los que es más probable quedarse embarazada. La ilusión por conseguir el embarazo bien merece que nos detengamos en estos aspectos y sepamos reconocer cuándo se dan los momentos óptimos para intentarlo.
Si te gustó, por favor dale click en el botón Me Gusta de Facebook aquí abajo o en el cuadro que está arriba a la derecha. Gracias !

¿Cuándo buscar un segundo embarazo?

   Si ya son una familia de tres, es probable que esten pensando en darle un hermanito a su hijo. Es evidente que la situación no es la misma que con el primer embarazo. Ha pasado el tiempo (en algunos casos más, en otros menos) y ya tienen un hijo que demanda toda su energía. Si la idea de volver a ser padres está rondando, reflexionamos sobre cuándo buscar un segundo embarazo.

Nos centraremos en cómo influye la edad de cada uno de sus miembros a la hora de agrandar la familia. Desde luego, además pueden influir otros factores como la situación económica, las presiones familiares u otras cuestiones personales que en algunos casos sean decisivas, pero hablaremos ahora de las más generalizadas.

La edad de la madre

Como sabemos, las mujeres son madres a edades cada vez más avanzadas. En España, la mayoría tiene su primer hijo pasados los 30 años y un 30% tienen su primer hijo después de los 35 años, es decir que es muy probable que de decidir tener un segundo bebé, éste llegaría después de los 35 años. Muchas mujeres los tienen antes, pero lo cierto es que el reloj biológico no se detiene y las probabilidades de lograr el embarazo disminuyen notablemente cuanto mayor es la mujer. A partir de los 35 años las posibilidades de embarazo son de un 8% y a partir de los 38, de un 3%.

Es decir, la edad de la mujer es un factor muy importante, tanto por las probabilidades de embarazo como por las complicaciones que puede suponer un embarazo y un parto a ciertas edades.

Muchas parejas, después de tener el primer bebé se apresuran a tener el segundo porque los 40 ya están encima. El argumento de algunas mujeres que han retrasado su maternidad y quieren tener un segundo hijo es “ya tengo una edad, así que el momento es ahora o nunca”.

No sólo hay que tener en cuenta la edad biológica de la madre, por más que nos sintamos estupendas el ciclo femenino de la fertilidad no entiende de esas cuestiones.

También es muy importante, independientemente de la edad, el estado físico. El cuerpo ya ha pasado anteriormente por un embarazo y un parto, es posible que hayan quedado unos kilitos de más como recuerdo, entonces el segundo embarazo no se encara en las mismas condiciones físicas que el primero. Lo ideal es volver a hacer ejercicio en el postparto para estar a punto para el segundo embarazo, y por supuesto, continuar a lo largo del nuevo embarazo.

Además de la edad biológica y del estado físico, yo le doy mucha importancia a la energía. Los cuidados de un bebé pequeño demandan mucha energía por parte de los padres. No es aconsejable encarar un segundo embarazo con la batería descargada. Aunque tal vez nos cuidemos menos en el segundo embarazo, el segundo bebé merece nuestra atención y cuidados tanto como el primero aunque todavía esté dentro del vientre.

Y no hablo sólo de la energía que necesitamos para cuidar de un niño y de un embarazo porque eso es sólo el comienzo. Hay que pensar también en el futuro, de aquí a cinco o diez años, porque los niños nos seguirán necesitando al cien por cien y por lo general las energías no son las mismas a los 40 que a los 50.

La edad del hermano mayor

Muchas son las teorías sobre la diferencia de edad entre hermanos. No hay una regla precisa acerca de cuál es el mejor momento para tener un segundo hijo, eso depende mucho de la situación particular de cada familia.

Hay de todo. Están quienes prefieren tener a los hijos muy seguidos y ni bien pasado el postparto se lanzan a la búsqueda del segundo. Eligen tener a los dos en una etapa de desarrollo similar, pensando en que tengan las mismas afinidades, jueguen juntos y atender más o menos a las mismas necesidades.

En el otro extremo, están quienes prefieren centrarse en el primer hijo hasta que se vuelve más independiente, digamos 4 o 5 años, y recién ahí buscar un hermanito para centrarse en sus cuidados. Esta teoría es muy válida y entendible, pero hay que tener en cuenta que ha de haber ganas para volver a los despertares nocturnos, los llantos y los pañales cuando yo lo teníamos olvidado.

En el medio de estas dos posturas hay otra intermedia, para mí la más razonable (de hecho mis hijas se llevan dos años entre las dos primeras y tres años entre la segunda y la tercera).

Personalmente, un año de diferencia me parece muy poco pues a esa edad el pequeño requiere todavía mucha atención de sus padres, y sobretodo de su madre, y cuatro o cinco años me parece demasiado porque me gusta que el mayor tenga un hermano con quien compartir en esos años (2-3 años) claves para la formación de la personalidad.

Considero que entre dos y tres años de diferencia entre hermanos es lo ideal para que cada cual sea atendido como se merece durante los primeros años y a la vez ambos tengan un compañero con quien compartir juegos y experiencias. Cada pareja valorará cuáles son sus preferencias y el modelo de familia que mejor va con ellos, según sus principios e ideales.

La edad del padre

Si bien la edad del padre puede no parecer un factor decisivo a la hora de buscar un segundo embarazo pues no es él quien lleva al bebé dentro y lo pare, tampoco es un factor menor.

El reloj biológico también pasa para el hombre. El esperma se deteriora con la edad, lo que supone que las posibilidades de fecundar un óvulo se ven disminuidas afectando la fertilidad de la pareja. Tened en cuenta que el embarazo podría retrasarse más de lo esperado.

Por su parte, cada vez hay más investigaciones que relacionan el momento tardío de ser padre con mayores riesgos para el bebé. Se lo ha vinculado con el autismo, con problemas psiquiátricos, entre ellos el trastorno bipolar, y con malformaciones congénitas en el recién nacido.

Además, por el natural deterioro genético de los espermatozoides, los hombres mayores de 50 años tienen cuatro veces más probabilidades de tener un hijo con Síndrome de Down.

Por los riesgos añadidos, al igual que se tiene en cuenta la edad de la madre, la edad paterna también debe ser considerada a la hora de formar una familia.

Eso en cuanto a la edad biológica, pues como en el caso de la madre, creo que la energía del padre también es clave. Y no sólo para cuidar a un bebé sino también pensando a largo plazo.

Espero que estas reflexiones os ayuden a decidir cuál es el mejor momento para buscar un segundo embarazo. En otro post hablaremos sobre cómo hay que preparase para el nuevo embarazo.
Si te gustó, por favor dale click en el botón Me Gusta de Facebook aquí abajo o en el cuadro que está arriba a la derecha. Gracias !

Las vocales, recurso online para aprender las primeras letras

   Las vocales es un recurso educativo online para la etapa de Educación Infantil, con el que los niños aprenderán a identificar las vocales a través de divertidos juegos y actividades muy diversas. Se trata de un recurso que encontramos en la página del Ministerio de Educación español desarrollado por el Instituto de Tecnologías Educativas.

Es un recurso orientado a los más pequeños de la casa, con un diseño sencillo y claro en pantalla, muy manejable, sin elementos accesorios que distraigan la atención. Las actividades van acompañadas de la presentación e instrucciones mediante una voz que ayudan a aprender las primeras vocales jugando.

En una pizarra, los niños pueden ir trazando las vocales con el ratón, y también escucharán claramente las vocales para reconocer su sonido e identificar las grafías. Hay actividades divertidas, como un puzzle para colorear según las distintas letras y formar un bonito dibujo, arrastrar las vocales que forman onomatopeyas a las figuras que las emiten…
Hay hasta una carrera de caracoles en la que gana quien complete mejor las palabras con las vocales correspondientes, y también podemos recoger los juguetes adivinando si las vocal señalada aparece en la palabra que escuchamos…

Esta aplicación recibió el Primer Premio de Materiales Educativos en 2003. Podemos acceder a ella desde la web o también descargarla en nuestro ordenador.

Desde la página inicial nos encontraremos un aspecto sugerente donde la interacción con los dibujos disponibles que nos llevarán a todas las actividades cuenta con indicaciones verbales que facilitan su comprensión.

Sin duda es un recurso estupendo para que los niños pequeños aprendan las vocales, y lo hagan del mejor modo posible, jugando y divirtiéndose al tiempo que practican con una herramienta que les acompañará a lo largo de sus vidas, el ordenador. Eso sí, lo mejor es que nosotros los acompañemos en este primer recorrido por las vocales.
Sitio Oficial | Isftic

Si te gustó, por favor dale click en el botón Me Gusta de Facebook aquí abajo o en el cuadro que está arriba a la derecha. Gracias !
Blog Widget by LinkWithin