jueves, 5 de agosto de 2010

Estrías y embarazo

   Todas las que somos mamás conocemos la relación entre estrías y embarazo, ya que ante el aumento del volumen del vientre y de los pechos en el embarazo, y en ocasiones de otras partes del cuerpo, la piel tiene que ceder y ser forman estas atrofias cutáneas que se muestran como líneas blanquecinas que se transparentan a través de la epidermis.

La relación estrías y embarazo viene dada, como hemos comentado, al rápido aumento del volumen de vientre y senos, a lo que hay que sumar que la piel se vuelve más reseca, por lo que se facilita la rotura de las fibras de colágeno y elastina (la parte más profunda de la piel) que traen como consecuencia las estrías.

Las estrías son una de las señales más difíciles de eliminar después del embarazo, por eso hay tanto interés entre todas las mujeres de prevenir las estrías. Seguramente te estarás preguntando cómo se puede cuidar la piel para que no sufra esas roturas y cuando empezar, pues lo más adecuado es proporcionar a la piel una hidratación extra desde el primer día, aunque puede ser suficiente empezar durante el tercer mes del embarazo, pues es cuando generalmente empieza a cambiar nuestro cuerpo, bueno, lo que se ve.

Cada piel es diferente, una piel con menos elasticidad es mucho más propensa a romperse y vivir la aparición de las estrías. Algunas mujeres cuidan permanentemente su piel para evitarlas, pero aún así, si tienen una piel seca, sensible o clara, son más propensas a tener estrías.

A lo primero que se recurre para prevenir que aparezcan estas marcas en la piel durante la gestación, es a las cremas específicas. Éstas se deben aplicar a diario, si es posible dos veces, en el abdomen, en el pecho y en las caderas y muslos. Las cremas antiestrías son muy nutritivas, cuidan nuestra piel, la hidratan previniendo la rotura de las fibras más profundas de la piel, aunque también se puede optar por la aplicación de otros productos con el mismo fin, como pueden ser geles, lociones o aceites.

Sea cual sea el ungüento antiestrías elegido, es conveniente leer el prospecto donde indicará si es necesario estimular la piel con masajes antes de aplicarlo para que resulte más efectivo, hay que seguir estas indicaciones para conocer dónde se debe ejercer más presión durante el masaje y aplicación de la crema, pues cada zona del cuerpo tiene sus necesidades.

Pero no todo son aplicaciones cutáneas, la alimentación también es un aspecto fundamental en la prevención de las estrías en el embarazo, ya que a través de lo que comemos hidratamos nuestra piel. Los profesionales recomiendan aumentar el consumo de alimentos que proporcionen vitamina E, C y ácido pantonténico (vitamina B5), así como minerales como zinc y el cobre u oligoelementos como el silicio que regenera las fibras de colágeno y elastina.

No deben faltar en la dieta de la embarazada, siempre que no haya contraindicación, las frutas y vegetales frescos, los cereales integrales, los lácteos, los frutos secos, los huevos y el aceite de oliva entre otros alimentos que ayudan a prevenir la aparición de las estrías durante el embarazo.

Más información | Babysitio
Si te gustó, por favor dale click en el botón Me Gusta de Facebook aquí abajo o en el cuadro que está arriba a la derecha. Gracias !

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Blog Widget by LinkWithin