lunes, 15 de noviembre de 2010

El pediatra es clave para evitar el trauma del divorcio

   El papel del pediatra de Atención Primaria es muy importante. A lo obvio que todos sabemos, se sumaría un caso adicional y que los padres quizá no nos habríamos imaginado que tiene una vital importancia en casos de divorcio entre padres: es una pieza clave para evitar el trauma que sufren los niños por la separación de sus padres. Al menos esa es la opinión de Dña. Carmen Martínez González, representante de la Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPAP).

El sufrimiento de los niños en los casos de separación de sus padres, con sus posibles dudas de si le quieren, o si ha hecho algo mal, así como conocer posibles nuevas parejas hacen que los niños puedan sufrir.

En estos casos, el pediatra de Atención Primaria puede tener varios papeles. Puede orientar a los padres que se encuentren acompañados en el proceso legal, pero no tanto en qué hacer para cómo comportarse con el niño. Y también puede estar al tanto de las reacciones de los niños, y dar consejos adaptados a la edad y cómo sea su familia. Igualmente, el pediatra puede detectar situaciones que haga que a lo mejor sea necesario orientar a los afectados a otros especialistas, como por ejemplo y si fuera necesario, a los servicios de salud mental (psicólogo).

Los niños por la nueva situación podrían tener síntomas no específicos como alteraciones del sueño, de conducta, de rendimiento escolar, de alimentación… ante lo cual sin duda la ayuda de un especialista en todo esto es fundamental.

Vía: europapress
Si te gustó, por favor dale click en el botón Me Gusta de Facebook aquí abajo o en el cuadro que está arriba a la derecha. Gracias !

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Blog Widget by LinkWithin